Blog Rata

La (mini)Guía Rata para el cuidado de la carita – Parte 3: Últimos tips extras

Ya estás casi-casi, con estos tips te vas a la segura para tener la carita de ángel que siempre quisiste.


Por Macarena Salinas

Compartir


Publicidad
Publicidad
Parte de
La (mini)Guía Rata para el cuidado de la carita

El camino hacia la carita saludable es amplio y confuso, y aún sabiendo lo básico te ves tentado a probar trucos cuestionables que te enseñan influencers en Instagram y Tik Tok. Es por eso que te dejamos algunas recomendaciones antes de lanzarte de cabeza al mundo del skincare: 

  • Busca reseñas del producto al que le echaste un ojo: Sabemos que cada piel es un mundo, pero leer comentarios de otras personas siempre ayuda a orientarse y saber qué esperar y que no de lo que quieres probar. Créenos, esta simple acción te va a ahorrar harta plata y malos ratos.
  • Siempre haz un test de parche con cada producto que te compres: Échate un poquito en la muñeca o en el cuello, y espera 24 horas antes de empezar a usarlo diariamente para saber si tu piel reacciona o no a la fórmula. No importa qué tan cuero de chancho crees que seas, pero este método es la mejor forma de prevenir una reacción alérgica que puede terminar en urgencias o algún otro daño grave en tu piel.
  • ¡LA COMIDA NO VA EN LA CARA! Cuando eres principiante en este mundo, es común buscar tutoriales en la web o en Pinterest de cómo hacerse mascarillas caseras o qué ingredientes de la cocina sirven para tratar el acné. Por lo que más quieras, no caigas en el clickbait y JAMÁS de los jamases te eches limón, bicarbonato o vinagre en la piel. La ciencia ha avanzado lo suficiente como para formular productos seguros y efectivos. Además, puedes terminar empeorando las cosas.
  • No existen productos milagrosos. Así como en la vida real, en el mundo del skincare si es demasiado bueno para ser verdad, es porque es puro marketing o derechamente una mentira. Una rutina de skincare no te va a dejar con la piel de uno de los BTS por arte de magia, pero sí te va ayudar si eres constante y paciente. Y ojo, recuerda que la vida real no tiene filtros y las pieles perfectas no existen.

 

Para agarrar experiencia en el arte de cuidarse la carita, el conocimiento es poder. No es fácil aprenderse nombres de ingredientes y sus propiedades, pero afortunadamente existen muchas herramientas en la web que te hacen la pega más fácil. Aquí algunas páginas que pueden ayudarte en este camino:

  • Skin Carisma: Uno de los sitios más completos en cuanto a skincare se refiere. Aquí puedes desde buscar productos, hasta analizar sus ingredientes e incluso compararlos.
  • INCI Decoder: ¿Buscas info de un producto en específico? ¿Quieres saber qué hacen sus ingredientes? Esta web permite hacerlo de manera fácil y rápida. De hecho, tiene una sección donde pegas la lista de componentes y el sitio te da información sobre sus efectos y funciones.
  • CosDNA: Otro índice de productos e ingredientes, es uno de los más antiguos y simples de usar. Es de los regalones de las beauty gurús e influencers porque tiene una base de datos súper completa.
  • Influenster: ¿Cansado de tener que buscar reviews de un producto X en páginas incomprobables? ¿Quieres saber cómo le ha funcionado lo que estás usando a otras personas? Influenster es una red social donde puedes compartir tus experiencias probando un millón de productos (hasta comida, así de amplio es el espectro) y es ideal para quienes son fanáticos del maquillaje y el skincare.
  • SkinSkoolBeauty: Lo bacán de esta web es que te encuentra opciones con ingredientes parecidos de un producto X, en caso de que andes buscando un dupe más barato o que sea más fácil de conseguir. 

 

¿Tomaste nota de todo lo que te enseñamos? Esperamos que hayas prestado atención, porque tienes que dejar de lavarte la cara con ese jabón rancio en barra que te pasas por los lugares del cuerpo donde no te llega la luz del sol. Por favor recuerda tomar harta agüita, y echarte harto protector solar -debes retocarlo cada dos horas sin falta-, eso. Tkm.