Ver más entradas

Blog rata

Aceptémoslo: Las consolas ya no bajaron este año

Una pena gótica invade mi oscura alma (Y de paso, mi cuenta vista también sufre con ella).

Actualizado Publicado


Publicidad Publicidad

Escribimos estas palabras con una pena en el corazón. Pena y melancolía, cuál viejito que piensa que todo tiempo pasado fue mejor, para cuando los chocolates costaban 10 pesos y el vuelto se daba en calugas. Pero, esos tiempos que miramos con nostalgia, son apenas 10 meses atrás, cuando éramos jóvenes, despreocupados y el único alcohol que comprábamos era el trago.

En el ya lejano 2019 éramos bendecidos con consolas top en un rango compatible con nuestro bolsillo y las 3 cuotas, darse el gustito rondaba entre las 160 y 230 lucas, podías regodearte y esperar por una oferta mejor.  Si ahorrar era lo tuyo, podías conseguir una usada por aún menos.  Eran los tiempos del inolvidable hashtag #LaSwitchA200, teníamos la certeza de que, eventualmente, nuestras plegarias serían escuchadas y seríamos bendecidos con la oferta, sin embargo, eso, como el beso en la boca, es cosa del pasado.

Pero Tío Rata, ¿Qué pasó?, ¿Qué maldición nos cayó?

¿Fue la codicia?, ¿la ONU?, ¿nos tiraron tierra del cementerio?, ¿fue esa cadena que no mandé?.

No, queridas ratitas, esta vez el culpable fue el coronavirus. El virus golpeó fuerte a nivel industrial y, especialmente, la cadena de producción de esos bienes tecnológicos tan codiciados se vio disminuida de golpe por las medidas que se tomaron para evitar la propagación del virus. Mientras la producción paraba o disminuía su ritmo, la demanda de estos bienes aumentaba como nunca antes se había visto.

Como bien saben, los primeros casos se dieron en China, país donde se produce el 95% de los insumos tecnológicos (y digo 95%, dejo ese 5% libre porsiaca, pero yo diría que un 100%, no lo sé, no soy 100tífiko). A medida que el COVID se propagaba, las empresas que hacían las partes de las tan ansiadas consolas tuvieron que parar casi en su totalidad y bueno, cuando el productor más grande del universo conocido deja de producir le sigue una inevitable falta de stock a escala mundial.

Si a esto le sumamos que una importante parte de la población pasó a cuarentena y a trabajar desde la casa, bienes que antes no parecían necesarios se volvieron vitales. El viejo notebook ya no era suficiente, ahora necesitaba un mouse, una silla que no contribuyera el dolor de espalda (ese que ignoramos día a día), un ventilador, entre otros. Con tantas personas enfrentando la posibilidad real de pasar un largo período encerrados, la demanda por accesorios tecnológicos se fue a las nubes, en un par de semanas las consolas y videojuegos pasaron de ser objetos de ocio a artículos casi que de primera necesidad.

¿Y ahora qué?

Tendremos que habituarnos a esta nueva realidad donde todos nos parece caro y encontrar una gran oferta parece imposible, hacernos la idea de que la realidad de pandemia se quedará por un tiempo al igual que estos precios que nos parece desorbitantes.

Aunque, si somos optimistas, 2021 podría traernos una más que bienvenida disminución en los valores de las consolas. Varias regiones ya han comenzado con procesos de desconfinamiento, la demanda bajará y, con ello, los precios de las consolas de esta generación (PS4, Xbox One, Nintento Switch), tal vez no a lo que veíamos el 2019 pero una disminución es una disminución. Pero el futuro se ve auspicioso para las consolas presentadas este año (PS5, Xbox Series S/X) que son más potentes y baratas que las actuales.

¿Cuánto es barato para mi consola favorita?

No los precios de ahora, claramente. Sin embargo siempre se puede dar una referencia para saber si retiras el segundo 10% de tu pensión para comprar una consola de videojuegos o para participar en una estafa piramidal.

PS4 vs PS5

La PS4 en Navidad 2019 se encontraba nueva a $190 mil; ahora ya va en $400 mil y no se ve una baja de estas cosas hasta el 2021, cuando salga el PS5. El precio referencial del PS5 es $500 mil para la versión sin lector de disco y $650 mil para la versión con lector de disco; ambas versiones son exactamente iguales. Algunos juegos de PS4 tendrán actualización gratuita para PS5, otros no. La PS5 en teoría es retrocompatible con la PS4, pero no con las anteriores; y por cierto, PS+ tendrá una especie de «Gamepass» para los Greatest Hits de PS4 en PS5.

Xbox One S/X vs Xbox Series S/X

El caso de la Xbox One es aún peor: Las consolas nuevas (Xbox Series S o Xbox Series X) son más potentes y más baratas que esta generación. Además, son retrocompatibles por lo que podrás seguir comprando juegos de Xbox One y poder jugarlos en Xbox Series. Ojo eso sí, que la Xbox Series S no tiene lector de disco, por lo que tendrás que pasarte a digital si quieres esta.

El precio recomendado de las Xbox Series es: $320 mil para la S y $530 mil para la X. La fecha de salida es el 10 de noviembre en Vhile.

Además, es importante recordar la existencia del Xbox Gamepass (Que también está para PC), que por $11.990 tiene Xbox Live Gold, los juegos de Gamepass para Xbox y también para PC.

Nintendo Switch (Normal, Lite… ¿Y Pro?)

El caso de la Nintendo Switch es distinto a todo porque, al ser una consola portable te la llevas a todas partes y eso ha aumentado las ventas de forma astronómica. En todo el mundo hay escasez de esta consola, a pesar de tener dos formas distintas: La «Normal» (Que se conecta a la tele) y la «Lite» (Exactamente igual en prestaciones que la Normal, solo que mucho más liviana), sin embargo entre estas dos hay, hoy por hoy, unos $150 mil pesos de diferencia.

La Nintendo Switch Lite en oferta llegó el Cyber de octubre 2019 a unos loquísimos $110 mil al combinar descuentos. Hoy se encuentra por los $200 mil, y si tienes suerte la encontrarás con algún juego por ese precio. Es la consola más barata hoy en día.

La Nintendo Switch «Clásica» inauguró nuestro hashtag #LaSwitchA200, porque siempre que llegaba a ese precio la publicamos en nuestras redes sociales y se iba como pan caliente. Nintendo sacó una «actualización de hardware» de la consola y esta versión que llamaremos «v1.1» va por los $400 mil.